Homo Deus de Harari: gran reflexión sobre el futuro.

Homo Deus de Harari: gran reflexión sobre el futuro.

Mientras que Sapiens de Yuval Noah Harari nos hablaba del pasado para explicarnos nuestro presente, su segundo ensayo: Homo Deus, breve historia del mañana, nos explica aún más nuestro presente para hablarnos de posibles futuros.

Este ensayo, publicado en 2015, asienta a Harari como gran pensador de nuestra época. Y a pesar de que hay quien crítica que no hablara más de los riesgos de pandemia, como el que estamos viviendo actualmente, creo que este libro nos abre los ojos sobre nuestra realidad y lo probable de nuestro futuro.

Libro Homo Deus del escritor de Sapiens: Yuval Noah Harari

A lo largo del artículo verás algunos de mis comentarios en cursiva para distinguirlos de las ideas del ensayo.

Resumen de Homo Deus:

El propósito principal del libro es que comprendamos que la humanidad ya ha controlado en el siglo XX las preocupaciones mayores de los siglos precedentes, y que ahora nos orientamos, de manera inconsciente, a transformar el Homo Sapiens en Homo Deus a través de ingeniería genética, nanotecnologías, interfaces cerebro-computadoras y algoritmos. Pretende con su libro explicarnos los riesgos que esas evoluciones pueden tener sobre el humanismo, y en consecuencia sobre nuestro libre albedrío, y nuestra posición y valor en la sociedad.

¿Por qué escribe un historiador sobre el futuro?

Se nota que Harari necesitaba justificarse frente a esta posible pregunta, ya que da al menos 2 razones importantes del interés de conocer la historia:

  1. Nos habla de la paradoja del conocimiento: cuanto más sabemos, menos somos capaces de predecir lo que va a pasar, ya que el conocimiento puede producir cambios. El ejemplo que da es el marxismo que anunciaba una revolución de los obreros. Los capitalistas de Inglaterra y Francia, informados del marxismo, decidieron mejorar las condiciones de los trabajadores y no hubo revolución comunista en esos países. ¿Conseguiremos evitar otras revoluciones gracias a haber leído este libro? 😉
  2. Nos muestra también que estamos condicionados por la historia hasta en cosas tan simples como desear tener un jardín con césped. Según Harari, conocer la historia permitirá evitar que la repitamos, y podremos liberarnos de los condicionamientos del pasado.

Temas sociales en Homo Deus de Harari

Una vez más, como el primer libro Sapiens, Homo Deus incluirá muchos ejemplos de dominios diferentes: biología, historia, economía… Por lo que es un libro denso y cargado de muchos mensajes, de los que voy a destacar los 10 temas sociales que me parecen más importantes:

1. Nutrición

Si Harari cree que hemos controlado el hambre y las guerras en el siglo XX, es porque las cifras que tenemos muestran que, al día de hoy, el azúcar mata más que la malnutrición o las guerras. No pretende ni convencernos de ser veganos, ni culpabilizarnos por comer azúcar. Pero consigue que seamos conscientes de lo importante que es nuestra nutrición. Te dejo un artículo que hice sobre el tema de la alimentación y la salud.

2. Salud

A la vista de las epidemias de antes del 2015 (año de la publicación), Harari muestra su confianza diciendo que en una futura epidemia, en la carrera entre médicos y gérmenes que habrá, los primeros correrán más deprisa. Ojalá estemos cerca del sprint final de la ciencia contra el covid19.

Homo Deus epidemia covid19

3. Humanos vs. animales

Según la teoría de la selección natural de la evolución, nuestros instintos, pulsiones y emociones están desarrollados con el único interés de la sobrevivencia y la reproducción. Lo mismo los hombres que los animales. No hemos conseguido probar que el hombre tenga un alma, o un espíritu o una consciencia que nos haga especiales. Lo que nos ha diferenciado del resto de animales es creer en los órdenes imaginarios de los que nos habló en el libro de Sapiens (dinero, religión…) y gracias a ellos, cooperar en masa con numerosos desconocidos de manera flexible.

Si los animales con sus propios sentimientos y emociones son maltratados por la sociedad actual que santifica a los humanos, ¿quién nos garantiza que en el futuro unos super hombres (gracias a la genética) no nos trataran de la misma forma en que hoy tratamos a los animales?

4. La coordinación de la sociedad en masa

Teniendo en cuenta la historia, no hay que extrapolar el comportamiento de un pequeño grupo de hombres a la dinámica de las sociedades de masa. Por ejemplo, el juego del ultimátum (te invito a leer este artículo de Xataka para saber más sobre él) muestra que tenemos una lógica social y valores de igualdad, cuando la mayoría de reinos e imperios de la historia han sido extremadamente desiguales.

Las revoluciones no llegan cuando podrían o deberían, y cuando ocurren no se traducen forzosamente en lo que se estaba buscando, ya que hace falta una organización nueva para tomar el poder. Pone como ejemplos la revolución de 1989 contra Ceausescu en Rumania, o la revolución egipcia de 2011 contra Moubarak. En esta última, las únicas instituciones bien organizadas para dirigir eran la armada y los hermanos musulmanes, y no el pueblo.

5. El capitalismo y la ecología

Harari nos recuerda en Homo Deus mensajes sobre los órdenes imaginarios y sobre el capitalismo y la necesidad de crecimiento constante de los que habló en Sapiens. No dudes en leer el artículo que hice de Sapiens de Harari para recordarlos.

Destacaría solo 2 citaciones que hace sobre el capitalismo y la ecología que me han marcado:

  • El credo de «siempre más» del capitalismo hace que los individuos, empresas y gobiernos desprecien todo lo que pueda dificultar el crecimiento económico, por ejemplo, la igualdad social o la harmonía ecológica. E incluso últimamente el riesgo de contraer enfermedades.
  • Los ingenieros podrían todavía construir un arca de noé high tech para la casta superior, y dejar a los millares del resto de hombres ahogarse (en un mundo sin recursos). La creencia en esta arca de noe es una de las grandes amenazas sobre el futuro de la humanidad y del ecosistema para Harari. Las personas que creen en el arca high-tech no deberían encargarse de la ecología mundial, por la misma razón que no confiaríamos las armas nucleares a los que creen en una vida tras la muerte.

Personalmente, voy a seguir de cerca qué dirigentes invierten en las empresas de Elon Musk u otra conquista del espacio. Si quieres saber más sobre los acontecimientos recientes no dudes en leer este artículo que hice sobre la conquista espacial en la ciencia ficción.

Conquista espacial Crónicas marcianas de Ray Bradbury, 2001 una odisea espacial y Cita con Rama de Arthur C. Clarke

6. El humanismo y el libre albedrío

Para Harari, el humanismo es una nueva «religión» que ha dado sentido a la vida dentro de la sociedad capitalista del «siempre más». Da importancia a nuestro saber y a nuestras sensaciones construidas gracias a nuestra propia experimentación intelectual, emocional y física.

El principio más importante del humanismo es que nuestro libre albedrío es la autoridad suprema. Es por eso que el cliente y el elector siempre tienen razón. Y llevado al extremo, eso explica que haya quien cree ser libre de poder hacer lo que quiera, incluído no respectar reglas de civismo.

La educación humanista enseña a aprender por sí mismos, y llevado al extremo, eso explica también que haya terraplanistas que ponen en duda los hechos y demostraciones de la ciencia sin haberlo probado ellos mismos con sus propias experiencias.   

Homo Deus, no solo nos abre los ojos sobre nuestra realidad humanista, también nos cuenta la historia del humanismo y las diferencias entre sus tres ramas:

  • el humanismo liberal, que permite la expresión de forma libre de los sentimientos sin herir a los demás. Es la ideología al origen de la Unión Europea;
  • el humanismo socialista, que busca la harmonía social teniendo en cuenta los sentimientos y experiencias de los demás;
  • y el humanismo evolucionista, que cree en la capacidad de hacer evolucionar la humanidad.

Me gusta mucho la siguiente comparación que hace de las tres ramas:

“Los liberales se mueven sobre la punta de los pies en el campo de minas que son las comparaciones culturales, con miedo de cometer un falso paso políticamente incorrecto. Los socialistas dejan al partido el cuidado de encontrar el buen camino para atravesar el campo minado. Los humanistas evolucionistas saltan en él alegremente, desencadenando todas las minas y se alegran del lío montado.”

Según Harari, al día de hoy no hay solución de sustitución al paquete liberal del individualismo, de los derechos del hombre, de la democracia y del libre mercado. Y nos recuerda que estas creencias en la democracia y en los derechos del hombre podrían ser incomprehensibles para nuestra descendencia, ya que también se tratan de ficciones o mitos que pueden cambiar con el tiempo.

7. La neurociencia

Harari nos hablará en Homo Deus de estudios de neurociencia y de demostraciones de tecnología, como los cascos non intrusivos probados por militares. Merece la pena resaltar sus explicaciones sobre el análisis de Daniel Kahneman del comportamiento del cerebro con el «yo experimental» y el «yo narrador». La conclusión es que nuestro cerebro nos engaña a través del «yo narrador» que sobrevalora las experiencias en función del pico y del final de las emociones sentidas durante ellas. Por supuesto eso me hace pensar en el ensayo de la científica española Helena Matute que recomiendo leer sobre los sesgos cognitivos.

Sesgos cognitivos reseña libro Nuestra mente nos engaña

Harari explica que la ciencia desarrolla tecnología que permitirá predecir nuestros deseos y decisiones antes de que nosotros tengamos consciencia de ellos. Todos esos aparatos, útiles y estructuras no dejarán sitio al libre albedrío de los individuos y seremos manipulables estimulando los puntos adecuados de nuestros cerebros. Lo que pondrá en peligro el humanismo liberal actual.

8. La inteligencia artificial (I.A.) y la robótica

«Toda experiencia subjetiva posee dos características fundamentales: sensación y deseo». René Descartes.

Pero al día de hoy no existen algoritmos que contengan experiencias subjetivas. Incluso para Turing lo importante no era demostrar que la I.A. tuviera una consciencia, sino que los demás pensaran que la tenía.

En Homo Deus, la I.A. y la robótica pueden presentar 2 riesgos para el humanismo:

a) La pérdida de valor económica y militar de los seres humanos:

Si el sistema político y militar deja de dar importancia a los hombres, ya que podrían reemplazarnos por drones, cyborgs o I.A. (aunque no tengan consciencia, ni emociones, ni sensaciones). ¿Qué pasará entonces de los humanos sin ocupación? El problema no va a ser que no podamos crear nuevos empleos, sino crear empleos en los que los algoritmos no podrán reemplazarnos.

Homo Deus robots industriales

Sin dar su opinión, cita posiciones más extremas como la de Nick Bostrom que cree que la I.A. podría sobrepasarnos y exterminarnos.

b) La pérdida de autoridad y de libertad de los seres humanos:

La humanidad podría ser hackeada, es decir, los algoritmos nos conocerían mejor que nosotros mismos, lo que hará que nuestra autoridad de decisión se transfiera a los algoritmos. Es decir, que les dejaríamos decidir por nosotros.

Facebook ha demostrado ser capaz de predecir nuestras opiniones y deseos mejor que nuestras parejas con tan solo 300 «me gusta». Y ya está ocurriendo con algunos algoritmos de salud que capturan datos biométricos como tensión y ritmo cardiaco. Confiamos en ellos más que en nuestro juicio ya que los algoritmos no se dejarán engañar por el «yo narrador» que nos cuenta a veces lo que queremos oír, y no la realidad de lo que experimentamos.

Y si mañana tenemos implantados nanorobots, ¿quién nos garantizará que no serán controlados por un hacker norcoreano?

9. La ingeniería genética.

Hasta ahora los ricos y pobres no se diferencian biológicamente (como ocurría en Un mundo feliz de Aldous Huxley), pero ¿qué pasará cuando unos pocos puedan pagarse modificaciones del código genético, o recableados del cerebro, o reajustes del equilibrio bioquímico? ¿Y que esas «mejoras» no estarán al alcance del resto de la sociedad?

Esta élite servirá al sistema que no podrá ni comprenderles ni gestionarles. Serán indispensables. Y nada nos garantiza que no tratarán a los hombres ordinarios como los europeos del siglo XIX trataron a los africanos. Es otro riesgo más para el humanismo que conocemos.

Me parece necesario resaltar las páginas que Homo Deus dedica al peligro que tenemos de que esas evoluciones genéticas puedan hacernos perder capacidades, de forma voluntaria para controlarnos; o involuntaria, simplemente como perdimos nuestro olfato en la evolución.

10. Las futuras religiones

Para Harari las nuevas religiones surgirán en Silicon Valley y tendrán como objetivo convertirnos en el Homo Deus del que nos habló al principio del libro. Propone dos categorías.

La primera sería el tecno humanismo que utilizaría la ingeniería genética, las nanotecnologías y las interfaces cerebro-computadora para hacernos superiores. No creo mucho en esta hipótesis, así que te dejo leer el ensayo Homo Deus si quieres descubrir más.

La segunda es el DATAISMO, que yo asocio mucho al BIG DATA y BIG MOTHER del que hablé en el análisis del ensayo francés sobre el mundo digital. Lo interesante de la visión de Yuval Noah Harari es que nos habla del BIG DATA como si fuera una religión y lo extrapola a dominios como la política y la economía. Te dejo aquí abajo un resumen de los mensajes que me han marcado sobre la definición de esta religión, sus riesgos y sus puntos débiles:

Mundo digital algoritmos

1. Definición de «dataismo»

  • Para el «dataismo», el universo consiste en un flujo de datos (data), y todo fenómeno o entidad determinará su valor al sistema en función de su contribución al tratamiento de datos. Una noción limite y excéntrica, pero que ya ha conquistado a la mayoría de los científicos.
  • Es la confluencia de la biología de Darwin y la ciencia matemática aliada a la informática. Si son las mismas leyes matemáticas las que se aplican a los algoritmos bioquímicos y a los electrónicos, estos últimos ayudados por la evolución de la tecnología informática acabarán por superar los algoritmos bioquímicos.
  • En el tratamiento de datos es mejor que la información esté descentralizada. Esto, encambio, me parece curioso, ya que Homo Deus no menciona que es exactamente lo contrario de lo que vivimos con la oligarquía de las empresas GAFA (Google, Apple, Facebook, Amazon).
  • Esta descentralización explicaría que el capitalismo no sea favorable a los impuestos, ya que no es bueno tener un solo procesador, el Estado, gestionando el dinero y los datos. Los errores pueden ser catastróficos. Como lo fue por ejemplo el comunismo de la URSS.
  • En las condiciones de los últimos años las democracias funcionan mejor que las dictaduras ya que son más fáciles de adaptarse a los cambios que un sistema centralizado. Aunque en algunas condiciones, el imperio Romano centralizado fue muy eficaz, según Harari.

2. El riesgo del «dataismo» para la democracía:

  1. La democracia puede no ser suficientemente rápida para tratar datos, por ejemplo, las elecciones. Y nadie ha votado para elegir cómo sería internet.
  2. Los políticos están perdiendo poder frente a un ciberespacio: una zona libre sin ley que erosiona la soberanía del Estado, ignora las fronteras y suprime la vida privada.
  3. Esta pérdida de poder de los políticos explicaría, según Harari, las elecciones extrañas que se han vivido en Inglaterra con el Brexit y en Estados Unidos con los candidatos anti-sistema.

3. Puntos débiles del «dataismo»:

¿Y si nunca conseguimos reproducir la consciencia y experiencias subjetivas con un flujo de datos? ¿Ni resumir nuestra vida a algoritmos y decisiones? ¿Y si tener una visión «datacéntrica» hace que dejemos de dar importancia a la felicidad y a la salud?

Pero la gran crítica al «dataismo» es la multiplicación de información que vivimos; lo que le lleva a una reflexión de Harari sobre la censura.

“En el pasado la censura operaba bloqueando el flujo de información. En el siglo XXI, la censura se opera inundando la población de informaciones no pertinentes. Antes, tener poder quería decir tener información, datos. Hoy, significa saber lo que hay que ignorar”

Homo Deus dataismo y censura

Conclusión de Homo Deus

Creo que este ensayo Homo Deus representa un punto de ruptura en nuestra manera de ver la tecnología y el futuro. Como en Sapiens, Yuval Noah Harari vuelve a ser un alertador con esperanzas.

Por un lado nos dice que no podremos evitar la evolución hacia el Homo Deus que busca la inmortalidad, la felicidad y la divinidad:

  • nadie es experto en todo (muchos dominios científicos y tecnológicos están implicados),
  • la economía moderna necesita un crecimiento constante e ilimitado para sobrevivir (y esos objetivos tienen un gran potencial de crecimiento),
  • no hay una limitación clara entre curar y mejorar (por ejemplo, la cirugía plástica descubierta para curar soldados mutilados),
  • y la competición internacional impedirá poner límites (¿qué pasaría si nuestro vecino no los pone?).

Y por otro lado nos deja entrever que con el conocimiento puede que consigamos cambiar el futuro, siempre que estemos bien organizados. ¿Lo intentamos?

Homo Deus futuros posibles

Si quieres comprar el libro de Homo Deus en línea te dejo este enlace.

Suscríbete a la lista de correo para estar informado de todo nuevo artículo de este blog:

La foto de la mano en el horizonte de la portada es de Marc Olivier Jodoin. La foto de dos caminos bajo la nieve es de Oliver Roos. La foto de la imagen aumentada de un virus pertenece a CDC. La foto de robots industriales es de David Levêque. Y la foto de un hombre leyendo un periódico en llamas es de Elijah O’Donnell. El resto de fotos de portada están señaladas en sus propios artículos.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.